lunes, 3 de septiembre de 2012

Nueva Vida (Parte 2) Juntos Otra Vez 2.1

"Estaremos juntos otra vez... al final todo es un sueño"

Todo comenzó con estas palabras:

-Papá, me gustaría ir unas semanas a visitar a mis abuelos...

Mi padre me miró sorprendido, miro a mi madre y después de nuevo a mi...

-Claro, si se puede... - Le dije al ver que no contesto rápidamente.

-De hecho me parece buena idea...- dijo mi padre - Finalmente aquí en casa te quedas muy solo y te faltan meses para entrar a la escuela, ¿Te parece bien quedarte allá un par de semanas?

Mi rostro fue de infinita alegría... -Claro, me parece perfecto... gracias, papá-

Mi padre tomo entonces el teléfono y llamo a mis abuelos para avisarles que llegaría en 3 días a visitarlos y que me quedaría 2 semanas con ellos.

El día que me fui, un sábado por la mañana... mis padres y mi hermana me acompañaron a la central de autobuses... me despedí de ellos... y abrace fuertemente a mi padre... fue algo tan extraño... pues nunca había sentido esa conexión tan especial entre el y yo... ademas me preguntaba yo... ¿Por que mi papá estará  tan cambiado conmigo? ¿Por que me trata tan bien? (cosa que no hacia antes)... lo besé en la mejilla y le dije suavemente al oído... -Gracias.

Fui mirando al exterior, el paisaje, el cielo... y no podía evitar sonreír... me imaginé llegando y ver a mis abuelos, mis tíos, mis primos... y mis amigos... mis amigos... la pequeña Andy... el travieso Manuel...

Bajé del autobús, y mi abuelo ya me estaba esperando sonriente desde el otro lado del cristal de la sala de espera. Corrí y lo abrace fuertemente... y nos encaminamos hacia la base de taxis.

Bien ahora baje del taxi y pise entonces el comienzo de aquel camino y fue increíble... mirar al rededor y notar que nada había cambiado... sentía que el tiempo se había detenido los últimos 3 años... pero yo ahí mayor, y me imaginé años atrás como un pequeño niño de pie en ese mismo lugar... mis ojos se pusieron brillosos... tenia ganas de llorar... pero decidí no hacerlo... sonreí y mire a mi abuelo quien abría la puerta de aquella vieja casa que tantos buenos recuerdos me traía.

Ahí dentro me esperaba mi abuela... quien me llenó de besos y abrazos... no tardo en servirme un gran plato de Sopa Azteca (bien sabe que es de mis preferidas) comida que disfrute como nunca... mientras ponía al tanto a mis abuelos de mi vida (obviamente omitiendo bastantes cosas para no preocuparlos).
Termine entonces con mi postre... Arroz con leche (mi favorito, pero solo es mi favorito si mi abuela es quien lo prepara) y subí a instalar mis cosas en la habitación vacía... baje y le anuncie a mis abuelos que saldría a visitar a mis abuelos paternos (que viven a pocas calles de ahí).

Salí y mire el viejo pino que esta plantado frente a la casa de mis abuelos... no es por inventar pero ese pino es inmenso... hermoso, frondoso y lleno de vida... ese pino mi madre lo vio crecer desde que era niña y ese pino me vio nacer y crecer a mi... es parte de la familia.

Comencé a caminar... estaba ese clima tan común de la ciudad... nublado... y un viento muy agradable. Miraba de aquí para allá recordando mil y un cosas, viendo a la gente y poder reconocer esas caras aunque ellos no me reconocían a mi.

Saqué las llaves del bolsillo y rece por que no hubieran cambiado la cerradura y para mi buena suerte seguía siendo la misma... entre y mi abuela se abalanzo sobre mi... me pregunto si ya había comido y le respondí que si, me saludo mi abuelo y comenzamos a platicar sobre sucesos recientes.Estuve con ellos hasta la cena y me despedí... salí y camine ya con la obscuridad abrazándome... sintiéndome muy bien... cuando de pronto suena el celular...

Tenia un nuevo mensaje... así que lo leí...

Tu mamá nos aviso que estabas en la ciudad, mañana iremos Manuel y yo a la heladería de la plaza, nos vemos a las 4 pm... Te quiere... Andy
 Leer eso me hizo sentir un escalofrío agradable... a pesar que yo quería llegar de sorpresa... pero me pareció muy buena idea este nuevo plan.

Veré a mis amigos... en la heladería de la plaza... mis amigos... En mi mente aun aparecían sus imágenes de aquellos niños que conocí.

Estaríamos juntos otra vez... como si todo este tiempo hubiera sido solo un sueño...

Llego el momento... después de esperar a que llegara la hora, salí y camine directo a la heladería... me detuve en seco en la acera de enfrente... era justo ahí frente a la heladería, donde los había despedido... donde Andy había derramado aquellas lagrimas que para mi fueron navajas...

Mire entonces hacia enfrente... y en las bancas exteriores de la heladería de espaldas se encontraban dos jóvenes personas... mi corazón estaba llegando a un punto de excitación increíble, los vi... eran ellos... pero en mi cabeza no cabía la idea de que fueran ellos... no eran niños...

Cruce la callé, me acerque y sin poder contener mi alegría dije... ¡Hola!...

...

2 comentarios:

  1. Como siempre dejando inconcluso jaja... ok, esperare el siguiente relato. Amm "arroz con leche"? no sabia que allá se comía también, debo decir q soy arrocero nato (acá en perú se come arroz todos los dias), pero no me gusta ni en sopa ni en postres xD

    Cuidate
    Erik!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Wow que buen dato cultural... y bueno ya sabes aqui también se come arroz con leche :D que divertido es aprender estas cosas... :)
      Y sobre mis sesiones inconclusas aa bueno se me da eso del suspenso... además es divertido :)

      Ya continuara... muy pronto

      Saludos y gracias por darte una vuelta por mi blog

      Eliminar